Preoperatorio

Preoperatorio

Preoperatorio

En CV MEDICAN, el preoperatorio es uno de los procedimientos en los que más insistimos en realizar a la hora de intervenir a los pacientes en la clínica veterinaria.

La finalidad de las pruebas que se le realizan al paciente en el preoperatorio es determinar cómo va a reaccionar este a la anestesia y a la intervención quirúrgica en general.

El interés clínico de hacer estas pruebas reside en tener un screening mínimo para realizar una anestesia y una cirugía más segura. Para el personal clínico, tener un preoperatorio significa tener una mayor seguridad para encarar la anestesia y la cirugía de cada paciente.

Las pruebas preoperatorias sirven para verificar que el estado de salud del paciente es óptimo para realizarse la cirugía, minimizando al máximo los riesgos. De ahí la importancia de someterse a todas las pruebas abajo descritas.

En la clínica veterinaria Medican se sigue un riguroso protocolo para tratar de garantizar al máximo la seguridad de los animales que van a ser sometidos a cualquier procedimiento quirúrgico, y  en el que las pruebas preoperatorias exigidas dependerán del tipo de cirugía, tipo de anestesia, y de la edad y condición clínica del animal.

Para mayor confort y comodidad del paciente todas las pruebas preoperatorias se realizan en la clínica, en un mismo día y pueden tener una duración de una hora aproximadamente.

El veterinario estudiará el resultado de todas las pruebas preoperatorias complementarias realizadas, valorará su estado general y le realizará la anamnesis orientada al tipo de cirugía a practicar.

Principalmente la ventaja de realizar las pruebas preoperatorias en el mimo día de la intervención quirúrgica es que los resultados de las analíticas, electrocardiograma y radiografía torácica, son lo más recientes posibles, y por tanto son de lo más fiable. Además, existe también un factor de comodidad para el dueño, que sólo acude un día al centro, a ingresar el animal, y también para la mascota, ya que minimizamos el estrés del animal trayéndolo una sola vez a la clínica.

¿Qué pruebas componen el preoperatorio antes de la cirugía?

En CV Medican tenemos dos posibles preoperatorios, el avanzado y el básico.

 

Preoperatorio básico:

 

El preoperatorio básico es recomendado para animales jóvenes, sin patología conocida, y consiste en:

Examen físico previo (anamnesis)

Tiene el objetivo de reconocer al paciente antes de realizar el examen preoperatorio y de hacer una revisión protocolizada del paciente antes de la cirugía.

Este examen físico consiste en una exploración general del paciente, una auscultación, la toma de temperatura y la exploración física externa del animal.

El preoperatorio es la etapa que comprende desde la exploración física y los estudios pertinentes del paciente hasta el momento en que comienza la intervención quirúrgica.

El equipo clínico debe tener toda la información acerca del paciente para poder realizar la intervención de la forma más segura.

Análisis de sangre (hemograma)

Sirve para detectar alteraciones de la serie roja, que podrían suspender o post poner la fecha de la intervención.  Esta prueba también mide la cantidad de plaquetas y otras pruebas de la sangre que auxilian en la coagulación.

Electrocardiograma

El electrocardiograma mide las señales eléctricas del corazón y ayuda a determinar si hay un problema de conducción electromecánica a nivel cardiaco.

Radiografía digital de tórax

Nos ofrece una imagen de ambos pulmones y del corazón, para descartar posibles patologías tanto cardiacas como pulmonares.

Radiografia digital directa de torax de preoperatorio

Radiografia digital directa de torax de preoperatorio

Preoperatorio avanzado:

 

Está indicado en animales de peso extremo o de peso muy pequeño, y aquellos pacientes de 7 años o más, y que por tanto están entrando en la etapa geriátrica. También se realiza en neonatos, ya que el riesgo quirúrgico es más elevado.

El preoperatorio avanzado, además de constar de una exploración física, un hemograma, un electrocardiograma y una radiografía de tórax, incluye también una bioquímica sanguínea.

Análisis bioquímico de la sangre

Mide la concentración de varios niveles químicos de sangre, incluyendo parámetros como la glucosa, las proteínas totales y también los valores renales y hepáticos, para valorar tanto la función hepática como renal. Estas funciones son especialmente importantes porque la mayoría de los fármacos utilizados durante la anestesia se metabolizan por vía renal o hepática.

En algunos casos, además de las pruebas mencionadas, dependiendo de cada paciente y de cada intervención, pueden solicitarse más pruebas de otros tipos. Por supuesto siempre con autorización previa del dueño y explicando el motivo del porqué esas pruebas son necesarias. Esto puede ocurrir habitualmente en pacientes de razas específicas con problemas cardiacos frecuentes, como el bulldog francés e inglés, que a veces, requieren tras la exploración física un examen eco cardiográfico. Esto ocurre cuando durante la realización del preoperatorio se detecta alguna alteración cardiaca, muy frecuente en estos pacientes.

Aproximadamente un 3% de los preoperatorios revela una alteración incompatible con el procedimiento quirúrgico. En contra de lo que pueda parecer, esto es algo bueno, ya que si nuestra mascota no está apta para una cirugía, lo más sensato es detectarlo y evitar someter a un riesgo innecesario a nuestro animal. En estos casos, la cirugía se suspenderá y se indicarán las pautas para tratar la patología detectada en tu mascota. En el caso de que la intervención haya que realizarla por fuerza mayor, porque es una cirugía de vida o muerte, el preoperatorio avanzado nos servirá para realizar la anestesia y la cirugía con la mayor seguridad posible dentro de la situación.

Antes del día de la operación, el paciente debe cumplir ciertas pautas y respetar ciertas indicaciones clínicas, que detallamos a continuación:

Ayuno preoperatorio

Los veterinarios, determinarán el tiempo que el paciente debe estar sin ingerir alimentos antes de la intervención. El ayuno sirve para evitar que se puedan producir complicaciones en el organismo derivados de la anestesia. El tiempo de ayuno antes de una intervención quirúrgica es alrededor de 12h horas, aunque puede ser más en algunos casos. Si su animal es diabético o sufre alguna patología, este tiempo de ayuno puede cambiar.

Firma del consentimiento informado

Antes de la intervención, el dueño del animal,  debe firmar un documento en el que afirma haber recibido la información necesaria y en el que consiente expresamente que se le realice la intervención quirúrgica que le corresponda. Este documento se llama consentimiento informado.

PREOPERATORIO

21 €

  • ECG
  • Hemograma
  • Radiografía Digital de Tórax
  •  

PREOPERATORIO AVANZADO

60 €

  • ECG
  • Hemograma
  • Radiografía Digital de Tórax
  • Bioquímica

¿Alguna duda?

Te atenderemos encantados en:

 

El teléfono: 917 33 36 95

Nuestro formulario de contacto:

 

Campañas

Durante todo el Año

 

campañas

Servicios